Abrojos y Rimas: Giovanni Riva

NO HAY NADA TAN AMARGO

Calla en el estío la oficina

agrietada en el rostro por las arrugas

rectas y la ilumina el sol.

Canícula hecha de silencios en el canto

disperso

de un gorrión, en el muro.

 

            Era el instante

verdadero y cansado de las cosas.

De esta mi ciudad.

Nace un cortejo. En el silencio alguien

la mira por las vitrinas.

 

            El gorrión acabó

en la húmeda tierra de un prado

de periferia. Entre la hierba baja

que respira. Pero hay calor

en la fábrica.

 

            Se detienen

frente al barracón los manifestantes.

Este establecimiento

está abandonado y desnudo tanto

que parece un lecho de esposa

deshecho y ya no deseado.

No hay nada

tan amargo

como una casa vacía.

SOY TAN OSCURO

Hay días de fiesta

en los que a propósito me olvido.

Me quedo por horas

en la silla de mimbre.

Me gusta mirar a la calle, abajo.

 

Por desgracia soy tan oscuro todavía

Para mí —de tal manera

incapaz de decir— que no encuentro

palabras.

NO SERÁ EXTRAÑO

Dentro de mí, el afán

—que impone el silencio—

divide en dos mi existir.

 

Pero cuando al final

todo tomará sentido —dócil

como el pan demoronándose

entre los dedos—

no será nada extraño mirar

desde lo alto la llaga

que me divide por dentro.

No habrá ya nada

que ese día me divida.

Traducción de Víctor García Salas y Carlos Ciade Castellanos

Abrojos y Rimas: Giovanni Riva

Giovanni Riva (Milán, 1942-2012)
Poeta, escritor, ensayista filósofo y periodista italiano. Fundador de la Obra de Nazaret, de la editorial Città Armoniosa, del Tonalestate (congreso y centro de estudios internacional e interdisciplinar) y de la universidad ICTE. En la editorial Garabatos se publicó su libro Pequeña antropología cristiana y en Ediciones del Lirio apareció una antología de su poesía.

Escrito por La Mascarada

Loading Facebook Comments ...